NOTICIA

En Colombia siguen los muertos por la represión e Iglesia propone comisión humanitaria

El arzobispo de Cali propone una comisión humanitaria para esclarecer hechos como las denuncias de abuso policial pues la represión del Escuadrón Móvil Antidisturbios vuelve a dejar su marca de sangre en las protestas registradas estos días. La violencia de las fuerzas de seguridad tiene su complemento ilegal en el asesinato sistemático de líderes sociales: 1.173 han muerto en los últimos cinco años.
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on print

(CALI, COLOMBIA, 4/5/2021, KAIRÓS NEWS/AGENCIAS). —El arzobispo de Cali, monseñor Darío de Jesús Monsalve propuso que se adelantara una Comisión Humanitaria para tratar la crisis social y pública que afrontan Cali y el Valle del Cauca. El dirigente católico convocó a diferentes entidades episcopales y religiosas para trabajar en conjunto y atender tanto a víctimas como a personas que requieran su ayuda, además de documentar vulneraciones de Derechos Humanos.

Monsalve hizo un llamado a la Vicaría Episcopal para el Servicio del Desarrollo Humano Integral, la Dirección de Reconciliación y Paz, el Observatorio de Realidades Sociales, la Pastoral Social, la Pastoral de Trabajadores y la Pastoral de la Salud para iniciar la labor que, este martes, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, agradeció.

También se trabajará de la mano con la Procuraduría General de la Nación y todo el Ministerio Público, además de la comunidad internacional y organizaciones de Derechos Humanos, para apoyar la verificación e identificación de los hechos tanto de abuso policial como de vulneración general de los derechos. La Comisión Humanitaria acompañará, además, a los procesos de abastecimiento de comida y elementos de salud en Cali y en otros municipios, esto ampliando corredores humanitarios.

En diálogo con RCN Radio, Monseñor dijo que la situación lo conmueve y le preocupa, ya que ha recibido las denuncias de ráfagas de disparos. “Esto nos arruga el alma, siento dolor y mucha tristeza. Anoche asesinaron a Kevin Agudelo en Siloé, me preocupa muchísimo todos los casos de heridos y de muertos en el país por los excesos de manifestantes que afectan a la Policía y los excesos de la Policía hacia la ciudadanía”.

“Estamos en concertaciones para el paso de los camiones abastecidos de alimentos a través de corredores humanitarios y que no se siga presentando la escasez de algunos productos”, aseguró a RCN.
Monsalve afirmó que tuvo conocimiento del ataque que recibieron las comisiones humanitarias y describió el momento como “trágico”. Este martes 3 de mayo, una comisión humanitaria integrada por funcionarios de la Procuraduría, la Defensoría del Pueblo y la alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, se desplazó a la ciudad de Cali para verificar la situación durante las jornadas de movilizaciones del paro nacional y fue víctima de agresiones.

En medio de esa labor, cuando se disponían a verificar las condiciones de unos ciudadanos que habían sido capturados durante las manifestaciones, fueron atacados con disparos y víctimas de amenazas, presuntamente, por parte de miembros de la Policía de la Estación Fray Damián, de la ciudad de Cali, según la Procuraduría.

El Ministerio Público rechazó la acción violenta y asumió por poder preferente la indagación preliminar para el esclarecimiento de los hechos, es decir que investigará la situación a parte de las pesquisas que adelante la Policía sobre el mismo hecho.

“La procuradora general de la nación, Margarita Cabello Blanco, ordenó que de manera inmediata se realice la apertura de una indagación preliminar con el fin de determinar las condiciones de tiempo, modo, lugar, y los uniformados que presuntamente realizaron estas acciones violentas, agresiones e intimidaciones contra los integrantes de la Comisión”, señaló el Ministerio Público.

La Procuraduría también solicitó a la Fiscalía General de la Nación que asuma indagaciones paralelas sobre el hecho, con el fin de determinar quiénes fueron los responsables de la agresión de la que fueron víctimas miembros de la ONU y las autoridades de control del país.

Juliette de Rivero, alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU en Colombia, señaló que no hubo disparos directos en contra del equipo del organismo internacional, pero otros miembros de la comisión sí recibieron “amenazas y agresiones, así como disparos por parte de la policía, sin que nadie resultara impactado”.

Obispo de Pasto: que la violencia no sea protagonista

En medio de los fuertes disturbios que se vienen presentando en la ciudad de Pasto por la protesta social, el obispo Juan Carlos Cárdenas Toro hizo un llamado a la sensatez de sus habitantes, pidiendo el respeto por la vida humana.

“Convoco a la sensatez del pueblo pastuso, tan rico en valores humanos y cristianos, para ser siempre un modelo de expresión ciudadana donde no haya cabida para los generadores del desorden y la destrucción, no sólo del patrimonio histórico de la ciudad sino de la vida humana, que debe ser protegida por encima de cualquier otra cosa”. Son las palabras de Monseñor Juan Carlos Cárdenas Toro, Obispo de Pasto, en un mensaje difundido por la diócesis, tras los fuertes disturbios que se produjeron en la ciudad durante las protestas sociales contra la reforma tributaria propuesta por el gobierno.

El ejercicio democrático de la protesta social es comprensible y laudable, señaló, pero debe hacerse bajo “el respeto por el principio de la vida individual y colectiva y la salvaguarda del bien común, así como de los bienes privados”.

El prelado aplaudió a los jóvenes que protagonizan estos espacios de participación social en primera línea: “es un signo de esperanza, – dijo – que debe verse refrendado por los valores de la creatividad, la dignidad y la responsabilidad”; y expresó su cercanía y solidaridad con quienes salieron pacíficamente a protestar y resultaron heridos. En particular, recordó a los policías que sufrieron quemaduras el jueves después de que unos encapuchados les lanzaran una bomba incendiaria.

“No permitan que el protagonismo – observó – sea cooptado por quienes buscan generar anarquía y caos a través de la violencia”. Además, añadió, aunque son las autoridades las responsables de proteger el orden público, “quienes convocan la movilización ciudadana deben buscar estrategias para blindar estas iniciativas ciudadanas de los anarquistas y violentos. Ratificamos que la violencia, deslegitima y distrae las razones fundamentales de la protesta social”.

Por ello, Monseñor Cárdenas ha invitado a las autoridades gubernamentales a generar espacios de diálogo para proponer políticas más acordes con la realidad del pueblo colombiano, teniendo en cuenta “la justicia, la eficiencia, la eficacia y la credibilidad”. Por último, recordó que la Iglesia siempre estará dispuesta a contribuir a los espacios de diálogo, reflexión y propuestas que se abran.

Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on print

Últimas entradas

Noticias de archivo: