NOTICIA

30 personas serán los delegados y delegadas oficiales de Chile en la próxima Asamblea Eclesial

Está asegurado que el 40 por ciento de los delegados chilenos serán hombres, que forman parte de la jerarquía. No obstante, el Celam recomendó a todas las conferencias episcopales conformar delegaciones paritarias. En el proceso de escucha participaron más de 55 mil personas.
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on print

(SANTIAGO, 14/9/2021, KAIRÓS NEWS).– Un total de 30 personas serán los delegados y delegadas de Chile, que participarán con derecho a voz y voto en la Asamblea Eclesial de América Latina y el Caribe. Esta participación será virtual.

La participación correspondiente a cada una de las 22 conferencia episcopales del continente  fueron definidas por la Comisión Organizadora de la Asamblea, correspondiendo a Chile, un total de 30 personas delegadas.

La distribución de estas delegadas y delegados chilenos, es la siguiente:

  • 3 cupos deben ir a personas en situación de periferia territorial o existencial
  • 9 laicas y laicos
  • 6 personas de la vida consagrada (religiosas y religiosos)
  • 6 sacerdotes y diáconos permanentes (que conforman el clero en la iglesia), y
  • 6 obispos.

¿Delegación Paritaria?

Del total de 30 cupos, los 6 obispos, más los 6 curas y diáconos permanentes conformarán el 40 por ciento de los delegados. ¿Por dónde podrían entrar las mujeres como delegadas? Por las religiosas y el laicado, no hay más.

Cabe señalar que en el conjunto de América Latina, las estadísticas oficiales indican que las mujeres que participaron en el proceso de escucha fue el doble que los hombres. Lo paradógico, como siempre, es que ellas tendrán en la práctica menor representatividad que los varones.

Por ello, en Chile, algunas religiosas incluso han sugerido que sus colegas, religiosos hombres, se abstengan para dejar el camino despejado a las mujeres.

Entre tanto, por las diversidad y pluralidad de experiencias laicales, se ve más complejo que pueda emparejar la cancha en favor de la representación de mujeres.

Pero el solo hecho de solicitar un hombre y una mujer en las candidaturas de sectores laicales y territoriales, habla de que no habrá paridad de género a nivel de delegación chilena.

Los nueve cupos del laicado deberán incluir a representantes de los pueblos originarios, adultos mayores, movimientos apostólicos, redes laicales de congregaciones religiosas, el laicado parroquial, y el laicado eclesial crítico, jóvenes, y personas del sur, centro y norte del país.

El sector, de las periferias sexuales, migrantes, encarcelados, discapacidad, etc también serán laicos y en lo posible laicas para alcanzar la equidad de género del total de la delegación.

Quién elige a quién

Lo más claro es que los obispos serán elegidos por ellos mismos. No se descarta que el Secretario General de la Conferencia Episcopal, por el hecho de ser el delegado oficial ante el Celam, sea uno que emerja con derecho propio. En este caso el cupo sería del obispo de Chillán, Sergio Pérez de Arce.

Ahora, según consulta formulada al jefe de comunicaciones del Episcopado, Víctor Villa, señaló que «Los sacerdotes, diáconos  y laicos serán elegidos por las comisiones o áreas de la CECH relacionadas con el tema».

Esto quiere decir que los curas, diáconos, laicos y laicas, deberían ser elegidos por las respectivas comisiones que integran el Área Agentes Evangelizadores del Episcopado. Esto es Comisión del Clero, Comisión del Diaconado permanente y Comisión Nacional de Laicos.

Sin embargo, todo indica que por lo menos la Comisión de Animación Nacional de la Asamblea Eclesial, que coordina el obispo auxiliar de Santiago, Cristian Roncagliolo, que se constituyó a inicios de este año como comisión del Episcopado, y animó el proceso de escucha en todo el país pese a la pasividad de varios obispos antiguos, debería decidir y no solo decir.

Esta comisión ha obtenido reconocimiento por su labor y logró ubicar a Chile, en el cuarto lugar de América Latina con más personas que participaron en el proceso de escucha, después de Argentina, Perú y Brasil.

Más de 55 mil personas

Honduras y México son dos iglesias que sobresalen en total contrastes. Mientras en Honduras, que tiene un poco más de 9 millones de habitantes, participaron 4.345 personas. En México con más de 126 millones de habitantes, solo participaron 1.166 personas. Esto habla por si solo de la importancia que los respectivos obispos dieron a este proceso encargado por el papa Francisco.

El país con más personas participantes fue Brasil, le sigue Perú y Argentina. Chile se ubicó en el cuarto lugar sobre Honduras que ocupó el quinto lugar.

En términos de participantes por edad y género, la gran mayoría fueron personas adultas y mujeres, quienes doblegaron la participación de hombres.

Estas estadísticas oficiales y finales son las siguientes:

 

Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on print

Últimas entradas

Noticias de archivo: